Desratización

La desratización consiste en la eliminación de cualquier roedor.

En Secopla estamos especializados en este tipo de tratamientos por nuestra experiencia y por usar siempre los mejores productos del mercado ya que estamos a la vanguardia de estos, por eso es importante hacer un estudio de cada caso y cada problema a tratar, ya que nuestro propósito es ofrecer la mejor solución a nuestros clientes con nuestro personal altamente cualificado.

Los roedores más problemáticos ya sea por las enfermedades o infecciones que transmiten mediante contaminación de alimentos o mordeduras son: ratas y ratones principalmente, que pueden transmitir neumonía intersticial, fiebre hemorrágica, o peste bubónica entre otras muchas.

Señales que indican una plaga de roedores

  • Se pueden percibir sonidos a través de las paredes o por los falsos techos, sobre todo por la noche, ya que es cuando tienen más actividad.
  • Por la presencia de excrementos o restos de grasa comunes en los roedores.
  • Aparición de muebles o paredes mordidos, sobre todo si son de madrea.
  • Detectar un olor muy característico de estos animales, parecido al amoniaco, sobre todo en sitios cerrados.
  • En zonas urbanas puede detectarse algún ejemplar atropellado por un vehículo.
  • En zonas residenciales, frecuentemente suelen dejar materiales con los que hacen sus nidos como ropa usada, trozos de tejidos, periódicos, trozos de madera, etc.
  • En zonas ajardinadas, construyen madrigueras debajo de árboles o arbustos.

Si usted tiene este tipo de problema, no dude en contactar con nosotros.

Hay varias formas de controlar este tipo de plagas.

Desratización activa

Se basa en actuar cuando hay existencia de roedores mediante colocación de cebos usando productos químicos rodenticidas colocados en portacebos o bien poniendo trampas o pegamentos.

Mediante colocación de cebos

Actualmente es el más utilizado por varias razones: se trata de la colocación de portacebos en puntos estratégicos con distintos tipos de cebos rodenticidas que actúan como atrayente, no causando la muerte del roedor hasta los 3 u 8 días después de haber ingerido el veneno. Disponemos de portacebos diseñados para que solo el roedor pueda acceder a él, impidiendo que cualquier otro animal (perros, gatos, etc) puedan acceder a su interior. Además están equipados con un sistema de seguridad con llave para evitar la manipulación de los mismos, a personas ajenas a dicho control de este tipo de plagas.

Mediante sistemas mecánicos y físicos

Se basa en la tradicional captura del roedor colocando un cebo mecánico que apresa al animal en su interior. Otro método es la colocación de trampas adhesivas con pegamento especial que atrapen al animal.

Desratización pasiva

En la desratización pasiva todos adoptamos un papel muy importante, ya que consiste en impedir la entrada y acceso de estos roedores a nuestras instalaciones. Se pueden usar métodos como el buen  sellado de arquetas y alcantarillas al suelo así como bajantes de agua que no tengan roturas o la colocación de mallas y rejillas en los desagües o tomas de aire.

Plan de vigilancia o monitorización

Este plan de vigilancia o monitorización se basa en detectar presencia de plaga. consiste en repartir trampas adhesivas o cebos atrayentes alimenticios en puntos estratégicos para los roedores. Con esto conseguiremos detectar su presencia, tanto dejando al roedor atrapado (trampas adhesivas), como siguiendo su rastro a través de su orina y heces o por advertencia de consumo de estos cebos (cebos atrayentes) y determinaremos si hace falta hacer un tratamiento biocida. Con las trampas adhesivas garantizamos la muerte del roedor por falta de alimento y agua.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies